Cargando CAPTIA...

En un mundo con tanta competencia, las empresas debemos buscar nuevas metodologías de trabajo para alcanzar mejores resultados. Es por eso que la automatización robótica de procesos (RPA) se ha convertido en una de las herramientas en mayor crecimiento del mercado y en el mejor aliado para tu fábrica.

¿Qué es la RPA?


¿Qué es la RPA?

La RPA o automatización robótica de procesos es un sistema que permite mecanizar tareas que tradicionalmente son realizadas manualmente. De esta manera, un robot ejecuta las mismas acciones que una persona, realizando rutinas más rápidas y permitiendo que se definan nuevas responsabilidades al personal, de modo que el negocio pueda seguir aumentando de valor.

Para su correcto funcionamiento es necesario identificar qué actividades cumplen las características necesarias, como serían las que tienen un proceso estándar, las estructuradas con acceso a múltiples sistemas, las repetitivas o las que manejan mucha información.

Por ejemplo, algunas tareas en las que se pueden aplicar a la automatización robótica son:

  • Procesamiento de facturas. Se puede eliminar la factura en papel y también evitar pagos demorados o incorrectos.
  • Altas y bajas de empleados, proveedores o clientes. Automatizar la lectura de los datos de un formulario que permita insertarlos en un sistema común.
  • Actualización de documentos y formularios. Al dejar de hacerlo de forma manual, evitamos posibles errores y ahorramos tiempo.
  • Transferencia de datos entre departamentos. Integra los diferentes sistemas que se utilizan en la compañía para que la información fluya entre los empleados.
  • Tratamiento automático de consultas de clientes. La mejor manera de ofrecer respuestas rápidas y soluciones efectivas a las dudas de los clientes.

…y un largo etcétera.


¿Qué consigo con la implementación de la RPA?

La lista de beneficios al implementar la RPA en tu empresa es infinita, ya que tiene un efecto incremental positivo en las operaciones y resultados comerciales.

De forma interna te aporta precisión en las tareas, alerta en diferentes operativas y sincronización de sistemas, lo que propicia un mayor compromiso del empleado, nuevas oportunidades de ingresos y reducción de costes.

Así como de forma externa logra mejorar los resultados comerciales y la satisfacción del cliente, aumentando el valor a medida que cobra impulso.

Entre los beneficios más comunes que encontramos gracias a la automatización robótica de procesos son:

  • Reduce los costes de la fábrica. La RPA garantiza que los recursos se apliquen de la forma más eficiente y así poder utilizar la mano de obra en otras tareas.
  • Escala el negocio. Con la potencia de las máquinas, se puede operar en oportunidades que no se podrían alcanzar de manera manual.
  • Gana en productividad. Los robots guían el proceso sin interrupciones, garantizando una línea de producción que alcanza picos mucho más altos.
  • Mayor calidad en el análisis de datos. La RPA permite recopilar datos y mostrarlos de una manera más organizada y reduciendo la posibilidad de errores, de forma que las decisiones se toman de forma más segura.
  • Mejora el clima laboral.Eliminando tareas repetitivas e innecesarias, los empleados se sienten más motivados y creativos.
  • Mejora la experiencia del consumidor. Al dejar esas actividades en manos del robot, podemos enfocarnos mucho más en los clientes y darles un servicio más personalizado.

¿Cómo puedo implementar la RPA?

En CAPTIA encontrarás soluciones tecnológicas para la digitalización y automatización en tiempo real de tu fábrica, combinando la analítica de datos y la inteligencia artificial.

Y es que perseguimos dos objetivos que se unen entre sí: hacerlo bien a la primera y reducir errores, disminuyendo con ello también tanto tiempos como costes.

¿Son también los objetivos de tu negocio? Contacta con nosotros y activa las soluciones que necesitas ahora. Te ayudaremos a implementar la automatización robótica de procesos en tu fábrica.

¿Te ha gustado el artíclo, ¡compártelo!
Acerca de

"¡Hola! Soy Carlos Sobrino. Ingeniero Industrial y Director ejecutivo en CAPTIA Ingeniería, un proyecto que nació fruto del interés en mejorar los entornos industriales. También soy un apasionado de la tecnología y del mundo digital."